[Ir al contenido]

La espina bífida oculta


¿Qué es la espina bífida oculta?

La espina bífida oculta es cuando la columna vertebral de un bebé no se forma por completo durante el embarazo. El bebé nace con un pequeño hueco en los huesos de la columna vertebral.

La espina bífida oculta es frecuente y afecta a una de cada diez personas. Generalmente, una espina bífida oculta no causa problemas de salud.

¿Cuáles son los signos y los síntomas de la espina bífida oculta?

La mayoría de la gente con espina bífida oculta ni siquiera sabe que la tiene. Pueden tener un hoyuelo, una pequeña zona cubierta de pelo o una marca roja en la base de la columna vertebral.

La ilustración de la espina bífida oculta muestra la médula
            espinal, la columna vertebral, la piel y el espacio en los huesos de la columna vertebral.

Algunas personas con espina bífida oculta también tienen una médula anclada. Una médula anclada es una médula espinal que no se puede mover libremente dentro del canal espinal. A veces, las médulas ancladas se deben liberar mediante cirugía. Si no, se puede estirar (sobre todo durante los estirones) y producir dolor, problemas para andar y pérdida del control de la vejiga (orina).

¿Qué otros tipos de espina bífida existen?

Otros tipos de espina bífida son los siguientes:

  • El meningocele: Es cuando un saco que contiene líquido cefalorraquídeo empuja desde el hueco de la columna vertebral. La médula espinal está en su lugar habitual dentro del canal medular. La piel que cubre el meningocele suele estar abierta.
  • El mielomeningocele: Es cuando un saco que contiene una parte de la médula espinal, sus meninges y líquido cefalorraquídeo empuja desde el hueco de la columna vertebral hacia fuera hasta llegar a la piel. Y se puede ver en la espada del bebé.

¿Cómo se forma una espina bífida oculta?

Todos los tipos de espina bífida ocurren en el primer mes de embarazo. Al principio, la médula espinal del feto es plana. Luego se cierra en un tubo llamado tubo neural. Si el tubo neural no se cierra por completo, el bebé nace con espina bífida. En la espina bífida oculta, la médula espinal y sus meninges permanecen en su posición normal dentro del canal espinal.

Causas de la espina bífida oculta

Los médicos no saben exactamente por qué algunos bebés desarrollan una espina bífida oculta. Una mujer es más proclive a tener un bebé con espina bífida oculta si:

  • toma ciertos medicamentos para tratar las convulsiones durante el embarazo
  • ya ha tenido antes un bebé con espina bífida
  • tiene diabetes

No tomar suficiente cantidad de una vitamina conocida como ácido fólico al principio del embarazo se ha asociado a meningocele y a mielomeningocele, pero no a espina bífida oculta.

¿Cómo se diagnostica la espina bífida oculta?

La espina bífida oculta no suele causar síntomas. Por eso, se suele detectar en una radiografía o en otras técnicas de diagnóstico por la imagen de la columna vertebral que se hacen por otro motivo.

A veces, la espina bífida oculta se diagnostica mediante ecografía cuando un médico ve un hoyuelo, un área reducida de la espalda cubierta por pelo o un trozo de piel roja en la base de la columna vertebral de un bebé.

¿Cómo se trata la espina bífida oculta?

La mayoría de la gente con espina bífida oculta no necesita ningún tipo de tratamiento médico. Aquellas personas que también tengan la médula anclada se pueden tener que operar para permitir que la médula espinal se mueva más libremente dentro del canal medular.

¿Qué más debería saber?

La mayoría de los bebés con espina bífida oculta pueden llevar vidas normales y activas. Ayude a su hijo a recibir el cuidado médico que necesite.

Fecha de revisión: abril de 2019