[Ir al contenido]

Oxiuros


¿Qué es una infección por oxiuros?

Los oxiuros son una infección intestinal provocada por pequeños gusanos parásitos. Es una infección común que afecta a millones de personas por año, especialmente a niños en edad escolar.

Si su hijo tiene una infección por oxiuros, intente no preocuparse. Los oxiuros no provocan ningún daño (solo causan picazón e interrumpen el sueño) y deshacerse de ellos no le llevará mucho tiempo.

¿Cómo se contagian las infecciones por oxiuros?

Las infecciones por oxiuros son contagiosas.

Los oxiuros entran en el cuerpo cuando una persona ingiere o respira sus microscópicos huevos. Estos huevos pueden estar presentes en las manos o superficies contaminadas, como las siguientes:

  • sábanas
  • toallas
  • prendas de vestir (en especial la ropa interior y los pijamas)
  • inodoros
  • elementos del baño
  • alimentos
  • vasos
  • cubiertos
  • juguetes
  • encimeras de la cocina
  • escritorios o mesas de comedor en una escuela
  • areneros

Los huevos pasan al interior del aparato digestivo y eclosionan en el intestino delgado. Del intestino delgado, las larvas de los oxiuros pasan al intestino grueso, donde viven como parásitos (con las cabezas sujetas a la pared interna del intestino).

Aproximadamente entre 1 y 2 meses más tarde, los oxiuros femeninos adultos recorren el intestino grueso hasta llegar a la zona que rodea al recto. Allí, ponen huevos y esto puede causar picazón alrededor del ano.

Cuando una persona se rasca esa zona con picor, los huevos microscópicos pasan a los dedos. Los dedos contaminados pueden llevar los huevos de oxiuros a la boca, donde vuelven a ingresar al cuerpo, o pueden permanecer sobre varias superficies, donde pueden vivir de 2 a 3 semanas.

Si está pensando que su mascota podría infectar a su hijo con oxiuros, olvídelo. Los oxiuros no provienen de los animales.

¿Cuáles son los signos y los síntomas de la infección por oxiuros?

Los signos más comunes de una infección por oxiuros son la picazón alrededor del recto y la interrupción del sueño. La picazón suele empeorar por la noche porque los gusanos van a la zona que rodea el recto para poner sus huevos. En las niñas, la infección por oxiuros puede afectar la vagina y provocar flujo vaginal. Si debido a la picazón, se lastima la piel, puede aparecer también una infección bacteriana.

Si su hijo tiene una infección por oxiuros, puede ver los gusanos en la región anal, especialmente si observa entre unas 2 o 3 horas después de que el niño se ha dormido. Es posible que también vea los gusanos en el inodoro después de que su hijo vaya al baño. Parecen pequeños trozos de hilo blanco y son realmente muy pequeños (tienen el largo aproximado de una grapa de papel). Quizás, también los vea en la ropa interior de su hijo por la mañana.

El dolor abdominal y las náuseas son síntomas menos frecuentes, pero pueden aparecer si hay muchos oxiuros en los intestinos.

¿Cómo se diagnostican las infecciones por oxiuros?

Es posible que el médico le pida que lo ayude a diagnosticar la presencia de oxiuros colocando un trozo de cinta adhesiva contra el recto del niño. Los huevos de los oxiuros se pegarán a la cinta y será posible observarlos con un microscopio en un laboratorio.

El mejor momento para tomar una muestra de huevos con una cinta es por la noche o por la mañana, antes de tomar un baño, porque es el momento de mayor actividad de los oxiuros alrededor del recto. El médico también puede tomar muestras de debajo de las uñas de su hijo para ver si hay huevos.

¿Cómo se tratan las infecciones por oxiuros?

Si su hijo tiene una infección por oxiuros, el médico le recomendará un medicamento con o sin receta contra los parásitos. Este medicamento se administra en una dosis y se repite a las dos semanas. Quizás el médico decida tratar a toda la familia, especialmente si su hijo ya tuvo una infección por oxiuros.

Si bien los medicamentos resuelven el problema de la infección por oxiuros, la picazón puede continuar durante aproximadamente una semana. Por eso, es posible que el médico le dé una crema u otro medicamento a su hijo para detener la picazón.

El lavado de manos frecuente y la limpieza rutinaria de la casa (lo cual incluye el cambio frecuente de la ropa interior y el lavado de los pijamas, las toallas y las sábanas de toda la familia) también ayudará a prevenir el contagio de una infección por oxiuros en la familia.

¿Se pueden prevenir las infecciones por oxiuros?

A continuación, encontrará algunas maneras de prevenir las infecciones por oxiuros en su familia:

  • Recuérdeles a sus hijos que se laven las manos con frecuencia, en especial después de ir al baño, después de jugar al aire libre y antes de comer.
  • Asegúrese de que sus hijos se bañen todos los días y que se cambien la ropa interior y los trajes de baño todos los días.
  • Mantenga las uñas de sus hijos cortas y limpias.
  • Dígales a los niños que no se rasquen cerca del recto y que no se coman las uñas.
  • Lave los pijamas de sus hijos cada unos pocos días.

¿Cuándo debería llamar al médico?

Llame al médico si su hijo se queja de picazón en la piel o siempre parece estarse rascando en la zona anal o vaginal.

Si su hijo tiene dificultad para dormir o comenzó a mojar la cama, pregúntele al médico si puede deberse a la presencia de oxiuros. (Los oxiuros pueden irritar la uretra, que es el canal a través del cual la orina sale de la vejiga y del cuerpo. Esto podría hacer que su hijo moje la cama.)

Recuerde que los oxiuros son bastante frecuentes entre los niños y no son nocivos. Si toma los medicamentos y sigue algunos consejos preventivos, se deshará de ellos rápidamente.

Fecha de revisión: julio de 2017