[Ir al contenido]

Vapear: lo que necesita saber


¿Qué es vapear?

Vapear es inhalar el vapor creado por un cigarrillo electrónico u otro dispositivo para vapear.

Los cigarrillos electrónicos son dispositivos a pilas para fumar. Tienen cartuchos llenos de un líquido que suele contener nicotina, saborizantes y sustancias químicas. El líquido se calienta y se convierte en un vapor, que la persona inhala. Por eso, el uso de los cigarrillos electrónicos recibe el nombre de "vapeo".

¿Cuáles son los efectos del vapeo sobre la salud?

Al vapear, se introduce nicotina en el cuerpo. La nicotina es altamente adictiva y puede afectar el desarrollo del cerebro.

Como el vapeo es nuevo, aún no sabemos de qué manera afecta al cuerpo con el paso del tiempo. Pero sí sabemos que la nicotina presente en los cigarrillos electrónicos:

  • es muy adictiva
  • puede hacer más lento el desarrollo del cerebro en el caso de los niños y los adolescentes, y afectar la memoria, la concentración, el aprendizaje, el autocontrol, la atención y el estado de ánimo
  • puede aumentar el riesgo de sufrir otros tipos de adicciones en la vida adulta

Además, los cigarrillos electrónicos:

  • irritan y dañan los pulmones
  • pueden llevar a fumar cigarrillos y consumir otras formas de tabaco

Algunas personas usan los cigarrillos electrónicos para vapear marihuana, aceite de THC y otras sustancias químicas peligrosas. Además de irritar los pulmones, estas drogas también pueden afectar el modo de pensar, actuar y sentir de una persona.

¿Cómo funcionan los cigarrillos electrónicos?

Existen diferentes tipos de cigarrillos electrónicos. Pero muchas personas usan el Juul. Este cigarrillo electrónico parece una unidad flash y se puede cargar en el puerto USB de las computadoras. Como genera menos humo que los otros cigarrillos electrónicos, algunos adolescentes lo usan para vapear en el hogar y en la escuela. Los niveles de nicotina del Juul son similares a los de los cigarrillos.

¿Es más seguro no vapear todos los días?

Aunque una persona no vapee todos los días, puede volverse adicta. La rapidez con la que alguien se vuelve adicto no es siempre la misma. Algunas personas se vuelven adictas aunque no vapeen todos los días.

¿Y los cigarrillos electrónicos que no tienen nicotina?

La mayoría de los cigarrillos electrónicos tienen nicotina. Incluso aquellos que no tienen nicotina contienen sustancias químicas. Estas sustancias químicas pueden irritar y dañar los pulmones. Aún no se conocen los efectos a largo plazo de los cigarrillos electrónicos que no contienen nicotina.

¿Cómo pueden dejar de vapear los niños y adolescentes?

Las personas que vapean necesitan de una motivación adecuada para dejar el hábito. Una razón importante para dejar de vapear es desear ser la mejor versión y la más saludable de uno mismo. Aquí se incluyen algunas otras:

Adicción: la adicción en un cerebro en crecimiento puede establecer vías para adicciones a otras sustancias en el futuro.

Riesgos para el cerebro: la nicotina afecta el desarrollo del cerebro en el caso de los niños y adolescentes. Esto puede hacer que les resulte más difícil aprender y concentrarse. Algunos de los cambios en el cerebro son permanentes y pueden afectar el estado de ánimo y el control de los impulsos en el futuro.

Uso de otros productos de tabaco: los estudios demuestran que vapear hace que sea más probable que una persona pruebe otros productos de tabaco, como los cigarrillos comunes, los cigarros, las hookahs y el tabaco sin humo.

Toxinas (venenos): el vapor de los cigarrillos electrónicos no está hecho de agua. El vapor contiene sustancias químicas nocivas y partículas muy finas que se inhalan a los pulmones y se exhalan en el medio ambiente.

Deportes: para dar lo mejor de uno en los deportes. El vapeo puede provocar inflamación (irritación) en los pulmones.

Dinero: el vapeo es caro. Con el tiempo, el costo de los cartuchos empieza a sumar. Una persona podría gastar ese dinero en otras cosas que necesita o disfruta.

Ir en contra de la publicidad de las compañías tabacaleras: muchos cigarrillos electrónicos están fabricados por las mismas compañías que producen los cigarrillos comunes. Con la publicidad, apuntan a personas jóvenes ofreciendo diferentes sabores para sus cigarrillos electrónicos y mostrando a personas jóvenes y saludables mientras vapean. Están intentando convertir a los niños y adolescentes de hoy en sus nuevos clientes de por vida.

Efectos desconocidos sobre la salud: aún no se conocen muchas de las consecuencias a largo plazo del vapeo.

¿Cómo se puede dejar el hábito?

A los niños y adolescentes que desean abandonar el hábito, tal vez los ayude:

  • Decidir por qué desean abandonar el hábito y escribirlo o ponerlo en su teléfono. Cuando sientan ganas de vapear, pueden mirar los motivos que escribieron.
  • Escoger un día para dejar de vapear. Pueden marcarlo en el calendario y decirles a sus familiares y amigos comprensivos que ese día abandonarán el hábito.
  • Deshacerse de todos los productos para vapear.
  • Descargar herramientas (como aplicaciones y programas de mensajería de texto) en su teléfono que puedan ayudarlos con los antojos y animarlos mientras intentan dejar de vapear.
  • Comprender lo que implica la abstinencia. La adicción a la nicotina provoca deseos muy intensos de consumir nicotina. También puede provocar lo siguiente:
    • dolores de cabeza
    • sentirse cansado, de mal humor, enojado o deprimido
    • dificultades para concentrarse
    • dificultades para dormir
    • hambre
    • inquietud

Las señales de abstinencia son más fuertes los primeros días después de dejar el hábito. Los días y semanas siguientes mejoran.

¿Qué más pueden hacer los padres?

Para ayudar a los niños a comprender los riesgos del vapeo y asumir el control de su salud, puede hacer lo siguiente:

  • Compartir la versión para adolescentes de este artículo con su hijo.
  • Sugerirle a su hijo que busque programas o sitios locales que ayuden a las personas a dejar de vapear. El profesional del cuidado de la salud puede ayudarlos a usted y a su hijo a encontrar el apoyo adecuado.
  • Apoye a su hijo adolescente en su intento de abandonar el hábito.
  • Sea un buen ejemplo cuidando su propia salud. Si fuma o vapea, comprométase a dejar de hacerlo.
Revisado por: Hillary B. Gordon, MD
Fecha de revisión: febrero de 2019