[Ir al contenido]

Fumar y el asma


¿De qué manera afecta el cigarrillo al asma?

Fumar es malo para todos, pero en especial para las personas que tienen asma. El cigarrillo provoca tos y resuello, además de dificultar la respiración; los mismos problemas que ocurren durante un ataque de asma. Por eso, si agregas el cigarrillo a los pulmones ya irritados, tendrás un gran problema respiratorio.

Si las personas tienen asma y fuman, lo más probable es que ocurra lo siguiente:

  • tengan más ataques de asma, con tos y resuello
  • necesiten más medicamentos para el asma porque no funcionarán tan bien
  • visiten con más frecuencia al médico y la sala de emergencias
  • se pierdan de cosas entretenidas que quieran hacer por los ataques de asma

¿Por qué fuma la gente?

Tal vez te preguntes por qué las personas fuman. Muchas personas comienzan a fumar durante la niñez y la adolescencia, y son muchos los motivos que los llevan a probar el cigarrillo. Tal vez todos sus amigos lo hacían o crecieron en una casa donde todos los adultos fumaban.

Pero sin importar los motivos por los que comenzaron a hacerlo, muchos fumadores querrían poder dejar el hábito. Fumar no solo provoca problemas para las personas que tienen asma. Con el paso del tiempo, fumar puede provocar problemas de salud graves, como cáncer y enfermedades cardíacas.

Pero, dejar de fumar es difícil porque el tabaco del cigarrillo, las pipas y los cigarros contienen una sustancia llamada "nicotina". La nicotina es adictiva. Cuando algo es adictivo, tu cuerpo y tu mente te dicen que lo necesitas para sentirte bien. Si no lo tienes, tal vez te sientas enfermo, estresado o irritable.

¿Cómo puedo evitar estar cerca del humo?

¡Esperamos que no estés fumando! Pero aun cuando no fumes, el humo del tabaco puede causarte problemas. ¿Cómo? Si estás cerca de otras personas que fuman, simplemente respirar el humo de lo que ellos fuman puede provocarte un ataque de asma.

Por lo tanto, asegúrate de sentarte en la sección de no fumadores en los restaurantes y otros lugares públicos, como canchas de béisbol. Si un amigo o un familiar fuma cerca tuyo, dile que eso empeora tu asma. Pídeles a las personas que no fumen en tu casa ni en tu coche. Esto realmente puede ayudar con los síntomas de tu asma.

Si no puedes lograr que esa persona deje de fumar cuando está cerca tuyo, habla con tus padres o con otro adulto en quien confíes, como un consejero escolar.

Aun cuando hagas tu mejor esfuerzo, es posible que te encuentres en un lugar con humo. ¡Por eso, siempre debes tener el medicamento de alivio rápido contigo!

Fecha de revisión: junio de 2017